Venus de Milo


Tu mirada pueda que no sea Veinte-veinte
Pero para mí es perfecta
Dices que tus anteojos te hacen ver tonta
La verdad es que los usas para que al verte no me deslumbre
Te quejas del color que tienen tus ojos
Cuando esa pigmentación es más que exquisita

Me cuentas que tus labios son algo grandes
Yo los encuentro deliciosos
No sonríes porque dices que tu sonrisa es torcida
Honestamente la encuentro simpática
Te abstienes de pláticas extensas porque tu voz te disgusta
Sin embargo yo disfruto del sonido dulce que tus palabras producen

Serias capaz de llenar un libro de todo lo que te parece inapropiado en ti,
Sería capaz de llenar un libro detallando como todo tu ser me parece bello

No eres perfecta, puesto que eso no existe
Pero en tus susodichas imperfecciones
Yo he perdido mi cordura
Pasando todos los días deseando una vez más poder verte
Deseando una vez más poder escucharte
Deseando algún día poder besarte

Desgraciadamente, eso no será posible
Veras tu, mi amada
Tu imagen, tu alma, tu ser
Existe no más que en los pasillos de mis pensamientos
Te esculpí a base del deseo
Te detalle en base a necesidades
Te di color en base a características
Y te nombre en base al ingenio

Una imagen, una creación, una obra de arte
En mi mente eso eres para hoy y para siempre
Eternamente decorando mis salones, mis campos, mis edificaciones mentales
Eternamente glorificada por cada una de mis neuronas solitarias

Porque te he buscado en este mundo material hasta el cansancio,
Cada día termina encontrando tu cuerpo, pero no tu alma
Y es así como algunas noches, pierdo mis estribos y miro al cielo y pido,
Que se me concediera el poder de materializarte

Acaso soy yo que busca demasiado?
Acaso soy yo que ante la gente estoy cegado?
Acaso soy yo al que la irracionalidad ha vencido
Acaso soy yo el que vive solo en esta tierra dentro de un castillo?

Prisionero de mis exigencias irracionales ante un mundo muy real
Ingenuo que desea que de lo obvio exista alguien sureal

Mi Medusa seductora
Mi Quimera elegante
Mi Musa exótica
Mi Dama despampanante

Te ves restringida al universo de mi imaginación
Porque hasta el momento eres inconcebible para la creación

4 comentarios:

Judith Castejon dijo...

Felicitaciones enserio, debo admitir de una manera no tanto cordial simplemente sincera, que me quede atónita porque cada palabra las sentí y ¿qué mejor que eso?
A resumidas cuentas te digo que de verdad me gusto de principio a fin…
Felicitaciones de nuevo :), esperare leerte nuevamente...


Adeu-

Lluvia de abril dijo...

"Acaso soy yo que busca demasiado?
Acaso soy yo que ante la gente estoy cegado?
Acaso soy yo al que la irracionalidad ha vencido
Acaso soy yo el que vive solo en esta tierra dentro de un castillo?"

Que preguntas que alguna vez pasaron por mi mente Roque... De verdad me he sentido identificada con esta parte de tu poema, de por si todo es una gran pregunta con una respuesta que surgirá solo cuando LA encuentres en cuerpo y alma...
Besos!!! Bel

Sergei dijo...

Solemos tener en mente esa mujer que, si bien, no es perfecta, sí lo es para nosotros. Y en tanto lo es se convierte ni más ni menos que en un imposible.
Todas las que se cruzan en nuestro camino son indefectiblemente comparadas con nuestro modelo de mujer mentar.
Hasta que uno se da cuenta que tiene que relajar tantos condicionamientos y disfrutar conociendo lo nuevo.

Me gustó el poema justamente porque describe esa imagen utópica que todos tenemos en alguna medida.

Un abrazo Roque!

Jose Flores dijo...

Me sumo a los buenos comentarios, excelente imagen mental que nos permitís desplegar, para darnos cuenta que queda en eso... imagen mental...
excelente Roque!
saludos!