Cuando los días



CUANDO LOS DÍAS

Cuando los días se vomitan y no se viven,
cuando desde el subsuelo se ve la guerra,
cuando se derrumban los besos que no se reciben
se torna triste habitar el planeta Tierra.

Cuando los días son Evangelios de la crisis,
cuando habitamos nuestra isla cual Robinson,
cuando hasta las banderas sufren de tisis
daría para preguntarse si la alegría exige comisión.

Cuando los días conspiran con la hipocresía,
cuando respiramos en la jaula del desamparo,
cuando se monta el escenario para la cacería,
cuando las carreteras se pavimentan con descaro.

Cuando la memoria tiene espinas en el zapato,
cuando desentona el que demuestra honestidad,
cuando la muerte vemos no pierde el olfato,
cuando por las malas se oculta la impunidad.

Cuando un comercial ordena para donde correr,
cuando tu patria es un orgasmo de ladrones con carnet,
cuando se hacen malabares con el fuego del poder,
cuando los sabios son Judas aplaudiendo algún ballet.

Cuando se habla más de catástrofes que amor,
cuando se construyen más armas que escuelas,
cuando como rebaño votamos optando por lo peor,
cuando somos caricaturas del nieto de la abuela.

Cuando mirar para adelante produce pánico,
cuando el presente es cuanto menos desolador,
cuando los discursos discurren por lo satánico,
cuando la felicidad depende del goleador.

Cuando el plato roto lo paga quien nada tiene,
cuando el sindicalista se enriquece a costilla
del peón,no hay vacunas ni rosarios,quien previene
al pueblo adormecido de la eterna pesadilla.

Cuando los días son gangrenas de lo obsceno,
cuando hay más filósofos en el bar que en la tele,
Santa Claus paga el rescate por sus renos
entre profetas de la ley "Bragueta,saque,pele".

Cuando los días arrugan el humano sentimiento,
cuando ser uno mismo es un pecado clandestino,
cuando el deporte no es más que un instrumento,
un suave detergente para tapar "regalos" de cretinos.

Cuando todo eso pasa a diario y no hay salida,
la vida huérfana se transforma en una herida...

Mariano

4 comentarios:

Judith Castejon dijo...

Cuando mirar para adelante produce pánico,
cuando el presente es cuanto menos desolador,
cuando los discursos discurren por lo satánico,
cuando la felicidad depende del goleador.

ni preguntes xke me gusto eso en especial....
:) excelente
felicidades....

Jose Flores dijo...

Me gusta el ritmo del escrito...
tiene cierto son, que se pierde solo en la costilla, solo me quede con una frase que no terminé de entender:
"cuando la muerte vemos no pierde el olfato"
sin lugar a dudas un poema bello, reflexivo y Necesario sobre todo, gracias hermano por siempre regalarnos estos poemas tan geniales...
un abrazo!

Lluvia de abril dijo...

"Cuando se habla más de catástrofes que amor,
cuando se construyen más armas que escuelas,
cuando como rebaño votamos optando por lo peor,
cuando somos caricaturas del nieto de la abuela."

Que hermoso Ezequiel... Siempre me gustan tus reflexivos poemas... =)
En cuanto a lo que preguntas José me parece que es solo una manera de decir que la muerte siempre nos persigue, no pierde el olfato...
Un beso Eze y gracias por permitirme siempre la reflexión...
Bel

Sergei dijo...

Desgarradora y mortalmente real, foto sin photoshop de la maldita realidad.
Siempre me transformas querido Eze.

Un fuerte abrazo!!!